Lo popular y lo cotidiano en “Gotán”, de Juan Gelman.

En el presente artículo se hará un recorrido por los poemas que compone el libro Gotán, cuyo autor es Juan Gelman, con el fin de demostrar que el hilo conductor que conecta todos los poemas es el elemento popular, tradicional y cotidiano que se acerca al hombre y a la mujer común. Porque de hecho Juan Gelman es un poeta comprometido con el hombre y con la sociedad de su época. No olvidemos que Gotán consolida la nueva poesía hispanoamericana, la cual proponía cambiar el mundo a través de la palabra y al mismo tiempo transformar esta última. Así Juan Gelman consideraba la poesía como la herramienta con la que podía cambiar a los seres humanos. Para él la poesía es:

“algo que ayuda a cada uno a encontrarse territorios que no sabía que tenía, y con la poesía los descubre. Entonces la poesía lo convierte en un ser humano más rico, más consciente de la realidad, más completo, más inteligente.”[1]

No sólo pretende cambiar la sociedad, el mundo y la poesía, sino que el mismo poeta comparte con el pueblo sus mismas luchas y victorias. Es por tanto un espacio de búsqueda social, de testimonio, de indagación de la condición humana.

La poesía social que presenta Gotán circunscribe lo popular por su cercanía e identificación con el pueblo que sufre y resiste “ni a irse ni a quedar, //a resistir” (vv.9-10)[2].

El mismo título no es inocente ya que las sílabas al revés descifran la palabra “tango”. El tango es el baile popular que caracteriza al bonaerense, al argentino. Pero se puede ir mucho más allá, es decir,  considerar la poesía como el mismo tango. Una poesía en la que se respira tango y el ritmo porteño de los barrios bajos. De ahí que la cultura popular también entra en un juego intertextual y dialógico ya que para él ‘el tango es una manera de conversar.’[3]

La poesía será un lugar de encuentros, un lugar de permanente cita, de diálogo con otros autores de otras épocas, voces que se encuentran o textos que convergen. Por tanto existe una reescritura permanente, la cual recicla, recoge y reescribe materiales de lo más diversos, por ejemplo, el poema titulado Mi Buenos Aires querido alude a una de las canciones más famosas de Carlos Gardel bajo el mismo título, el cuarto verso del mismo poema “por la ciudad donde nací” es parecido al de Gardel: “El farolito de la calle en que nací”, en Anclao en París también es otra canción de dicho  compositor asimismo aparece citado en el poema: “Lo extraño mucho verdaderamente, // sus ojos se llenaban a veces de desierto // pero sabía callar como un hermano // cuando emocionado, emocionado, // yo le hablaba de Carlitos Gardel” (vv.23-27). También se encuentra otros referentes como: el famoso pintor Rubens en el poema A la pintura “su culo es más sonoro que los mundos de Rubens” (v.4); el óleo, de Leonardo Da Vinci, la Gioconda en el mismo poema anterior “Dénise trabaja y nunca había visto a la Gioconda” (v.11); el Quinto Regimiento –cuerpo militar de voluntarios de la II República Española durante los primeros meses de la Guerra Civil Española- en Pedro el albañil “Pedro, desde el andamio// solía cantar el Quinto Regimiento,”(vv.9-10); un poema dedicado al militar, revolucionario y político comunista Fidel Castro cuyo título tiene su mismo nombre, referencias ideológicas a la Revolución comunista cubana en casi todos los poemas pero sobre todo en los que componen una parte titulados “Cuba Sí”, por último los poemas dedicados a escritores como a Jiri Wolker, un poeta checo comunista, en La vez que vi a Jiri Wolker “y entonces vi a Jiri Wolker, // su corazón desenvainado // girando por el aire// como los fuegos en la noche.” (vv. 18-21) y a Roberto Fernández Retamar, poeta cubano, en carta a Roberto Fernández Retamar, Habana.

Como se ha visto son muchas las referencias populares mediante la alusión al tango y referencias culturales ya sean a personajes, pinturas o acontecimientos históricos logran este juego de intertextualidad. No obstante, volviendo al referente del tango como un rasgo popular o tradicional que marca la identidad argentina, se puede destacar otro aspecto que tiene que ver con el mismo: es el hecho de ver al tango como pretexto para llevarlo a la reflexión existencial y trágica. Es esa idea que vertebra en la mayoría de poemas como conductor de crítica social-política.

Otro elemento que se sirve para expresar lo popular es la incursión de coloquialismos. El léxico coloquial juega un papel importante ya que se acerca al hombre y a la mujer común, plasma de cierta manera que el poeta es uno más en la sociedad, se identifica con el otro puesto que el poeta ama, sufre y muere igual que sus hermanos. Así encontramos títulos como en la carpeta, elemento cotidiano tanto como una radio, paraguas, cucharitas, etc. palabra como culo que incluso se puede insertar en el ámbito vulgar, el habla de Las Villas, en Matanzas (en Habana revisited), sintagmas coloquiales “pa’a la posteridá”,  “Anclao en París” o “desdeluegoquerida”, o el oficio del albañil en Pedro el albañil. Esos coloquialismos expresan una poesía que se aleja de una literatura elitista con un léxico culto y refinado, ello no significa que sea una poesía simple, todo lo contrario, hay una voluntad de experimentar con la palabra: la utilización de metáforas complicadas, juego de asociaciones y una apuesta por la imagen de la manera más libre y fluida. Continuando con el léxico, se puede destacar la modalidad del lunfardo en cuanto a la elección de la palabra Gotán. El lunfardo es una lengua bonaerense surgida a partir de las oleadas migratorias europeas que se dio a finales del siglo XIX y principios del siglo XX. Por otra parte, el uso de los diminutivos tales como hermanito, cucharita, agujerito es constante en el habla coloquial. Otro elemento léxico que se presta para expresar lo popular es la antroponimia.  Se destacan los nombres de Pedro y Juan en Pedro el albañil y Final respectivamente. Son nombres muy cotidianos y los cuales hacen pensar en los apóstoles Pedro y Juan abriendo así una asociación simbólica a diversas interpretaciones del poema. Se suma la predilección toponímica, sobre todo por las ciudades: Ontario, Habana, Casablanca, Buenos Aires, etc. Esa preferencia enmarcan los poemas en un espacio prácticamente urbano. La toponimia se puede conecta con lo popular en el hecho que dibuja el escenario del barrio rioplatense -u otro lugar- como un espacio identitario, simbólico e ideológico.

Finalmente, se considerará el humor, la ironía y el absurdo como componentes cotidianos del hombre y la mujer, como en el caso de Anclao en París: “De todos los modos me encantaba su elegancia, // su manera de encogerse de hombros ante las pequeñeces de // la vida, // miraba a los franceses por la ventana del café // y decía «los idiotas hacen hijos.»” (vv. 6-10), o también el tono irónico que encubre la protesta ante la injusticia del hombre asesinado en Final: “Ha muerto un hombre y están juntando su sangre en cucharitas, // querido juan, has muerto finalmente.//  De nada te valieron tus pedazos //  mojados en ternura.” (vv. 1-4)

En conclusión, Gotán recoge diversos poemas impregnados de lo popular y lo cotidiano del hombre y la mujer común. Gelman conecta con lo popular mediante el tango. La poesía como el mismo tango, asimismo utilizado como pretexto a una reflexión existencial y trágica de una época turbia y revolucionaria. Es una poesía cercana donde la cultura popular entra en un juego intertextual y dialógico con otros autores de otras épocas, voces que se encuentran. Otro elemento es el léxico coloquial que conecta con lo social, vocablos del lunfardo (Gotán), el uso de los diminutivos, la toponimia urbana, la antroponimia y  finalmente el humor y la ironía como elementos cotidianos.

 

 


 

[1] LUÁN ATIENZA, Ángel. “Summa Gelman”. Revista de libros, nº. 141, 2008, pág. 41 “La poesía puede cambiar a los seres humanos. Juan Gelman en Costa Rica.” En: Redcultura, 25/05/2008. Disponible en Web:http://www.redcultura.com/editorial/2007/00articulos/juan_gelman/juan_gelman.php

[2] GELMAN, Juan, Mi Buenos Aires querido en Gotán y otras cuestiones. Poesía I (1956-1962), ed. Colección Visor de Poesía, 2008, Madrid.

[3]  GELMAN, Juan, El pibe Juan: La infancia de Juan Gelman contada por él mismo, disponible en web: http://www.poeticas.com.ar/Biblioteca/Poemas_Gelman/Poemario/El_pibe_Juan.html

 

 

 

 

 

Bibliografía:

 

GELMAN, Juan, Mi Buenos Aires querido en Gotán y otras cuestiones. Poesía I (1956-1962), ed. Colección Visor de Poesía, 2008, Madrid.

GELMAN, Juan, El pibe Juan: La infancia de Juan Gelman contada por él mismo, disponible en web: http://www.poeticas.com.ar/Biblioteca/Poemas_Gelman/Poemario/El_pibe_Juan.html

LUÁN ATIENZA, Ángel. “Summa Gelman”. Revista de libros, nº. 141, 2008, pág. 41 “La poesía puede cambiar a los seres humanos. Juan Gelman en Costa Rica.”En: Redcultura, 25/05/2008, disponible en Web: http://www.redcultura.com/editorial/2007/00articulos/juan_gelman/juan_gelman.php

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s